Presente y futuro de la Cirugia Torácica – Las técnicas

0
440

Nuestro abordaje videotoracoscópico se realiza a través de una única y mínima incisión. Esta técnica es una evolución de la videocirugía gracias a nuestra experiencia previa con la tecnica mediante dos incisiones.

Las ventajas respecto al abordaje clásico por toracotomía han sido demostradas en numerosos trabajos. Al no realizar separación costal y operar por incisiones pequeñas el dolor postoperatorio es mínimo.

Evolución quirúrgica:

Técnica por 2 vías (empleada hasta el año 2010, fue el paso previo al single-port):

Lo más importante es que la lobectomia videotoracoscópica cumpla siempre los principios oncológicos de las resecciones pulmonares mayores. La primera incisión la realizamos en el 7º-8º espacio intercostal en la línea medioaxilar y es usada principalmente para la introducción de la cámara. La segunda incisión llamada incisión de ayuda, de unos 4 cm, la realizamos a nivel anterior generalmente en el 5º espacio intercostal justo por debajo de la mama y el pectoral mayor. No usamos separador costal y casi toda la disección se realiza desde la incisión de ayuda mirando a un monitor.

En los excepcionales casos que precisen la tercera vía, ésta suele ser realizada a nivel subescapular posterior generalmente en 5º o 6º espacio siendo usada básicamente para la tracción y colocación del pulmón.Para poder hacer la resección anatómica por sólo 2 incisiones es fundamental aprender la técnica intercambiando la óptica de una incisión a otra y las endograpadoras para la sección de estructuras hiliares. En las lobectomías inferiores y medias no suele ser necesario hacer este intercambio pudiéndose realizar la disección y grapado desde la incisión de ayuda. Para las superiores la mayor parte de las endograpadoras deben ser introducidas desde la incisión de la cámara, por lo que es primordial la correcta realización de dicha vía de acceso.

Técnica por 1 vía:

Esta técnica es la que empleamos de rutina para la realización de biopsias pulmonares, biopsias pleurales y mediastínicas, resecciones atípicas, resecciones de tumores mediastinicos, neumotórax, etc. Para este tipo de procedimientos que denominamos “menores”, la única incisión suele variar en entre 1 cm y 3 cm. Pero lo más novedoso y lo que hace que seamos un equipo pionero en el mundo, es la realización de resecciones pulmonares mayores (lobectomías) mediante una única incisión.Actualmente esta técnica toracoscópica mediante una sola incisión es la que usamos de elección para operar el cáncer de pulmón u otro tipo de tumores pulmonares. Inicialmente la técnica fue diseñada para lobectomías inferiores y medias pero actualmente ya realizamos lobectomias superiores complejas e incluso neumonectomias mediante este abordaje mínimo. Mediante una incisión anterior de unos 4 cm generalmente a nivel de 5º espacio intercostal, introducimos el instrumental quirúrgico y la óptica realizando todo el procedimiento por esta única vía de entrada.

La lobectomía con la linfadenectomía no difiere de la realizada mediante 2 o 3 incisiones. Sin embargo el tiempo quirúrgico se reduce y conseguimos realizar una linfadenectomia mas radical. La visión es mas directa y la instrumentación mas anatómica que usando la videocirugía convencional. Extraemos el lóbulo en una bolsa protegida y dejamos un único drenaje por la incisión, generalmente en la parte posterior de la herida, siguiendo las mismas pautas descritas previamente para retirada y alta.

La ventaja de realizar una única y mínima incisión es que sólo se abre un espacio intercostal lo que minimiza la posibilidad de dolor postoperatorio y de complicaciones. La respuesta inmunológica se reduce debido a una menor agresión y esto es posible que tenga implicaciones oncológicas a largo plazo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.