Diferentes tipos de anestesia en cirugía plástica

0
534

Cuando un paciente decide realizarse una cirugía plástica surgen cantidad de interrogantes y dudas, la anestesia es una de ellas, los riesgos, el despertar, el manejo del dolor, y por supuesto las diferentes alternativas que pueden existir son algunas de las preguntas más frecuentes al respecto.

Por ello lo más importante es contar con la correcta información, que debe ser suministrada por el cirujano plástico tratante y obviamente por el anestesiólogo de la clínica donde se practicará la intervención.

El cirujano tratante debe informar al paciente sobre la cirugía y todo lo que ella abarca, el antes, durante y después; siendo así la anestesia gran parte de la intervención pues es lo que permite evitar el dolor al momento del procedimiento, no sobra reiterar en que ésta debe ser suministrada por un especialista en este campo, es decir, un anestesiólogo y contar con los equipos y tecnología necesaria para proceder.

Ahora bien, existe un abanico de opciones que deben ser evaluadas por el cirujano, el anestesiólogo y el paciente, escogiendo la mejor alternativa según el tipo de cirugía y el estado de salud de quien se va a operar.

La primera de ellas y la más común es la ANESTESIA GENERAL, que consiste en llevar al paciente a un estado de sedación total en el que va a estar “dormido” o inconsciente durante el tiempo de dure el procedimiento. Hay relajación total de los músculos y ausencia de dolor, al despertar la persona no recordará nada de lo que pasó durante este periodo de tiempo.

Este tipo de anestesia se puede suministrar de varias formas, una de ellas es inhalatoria, que consiste en poner por vías respiratorias una careta por la que el paciente inhalará gases anestésicos para quedar sedado. Al ser retirados, el paciente despertará.

La anestesia general intravenosa combina la primera (gases) y los anestésicos inyectados por vena, la recuperación es más rápida y con menos malestar que en la primera. Es la técnica más avanzada y suele ser un poco más costosa.

Además de la anestesia general, existe la anestesia local que es aquella que evita el dolor en el área a tratar, puede ser inyectada o aplicada (tópica). Se utiliza en intervenciones pequeñas que abarcan áreas mínimas del cuerpo y es la única que puede suministrar el cirujano sin presencia del anestesiólogo.

Otra forma de anestesia es la local controlada o dirigida, que sirve para tranquilizar al paciente durante el procedimiento, utilizando un sedante y oxigeno. Ésta debe ser dirigida por el anestesiólogo y se emplea en cirugías pequeñas y cortas.

De otro lado, la anestesia regional permite anestesiar áreas determinadas del cuerpo en donde se realizará la intervención. Hay sedación del paciente y suministro de oxigeno, aunque el paciente está consciente. Se utiliza para cirugías de la mano o fracturas.

La anestesia epidural en cambio permite quitar sensibilidad al paciente de la cintura para abajo o de la cintura para arriba si es epidural toráxico; su elección depende de la región del cuerpo que se vaya a trabajar. Sirve en lipoesculturas pequeñas e incluso prótesis mamarias. Cabe hacer énfasis que ésta debe ser suministrada por un anestesiólogo.

Por último, la anestesia raquídea se aplica en el sitio de circulación del líquido encefalorraquídeo, anestesiando de la cintura para debajo de una forma mucho más rápida. Es muy similar a la epidural y tiene sus mismos usos.

Dicho todo lo anterior, debe quedar claro que la anestesia permite al paciente relajarse, dormir y al cirujano, operar con tranquilidad.

Además, la anestesia evita el dolor durante la cirugía y puede ayudar a tener un post operatorio tranquilo y sin molestias. Por eso es vital hacer una consulta de pre anestesia, en la que se aclaran todas las dudas al paciente acerca del tipo de anestesia y la técnica; así como los riesgos y beneficios de ésta.

Recuerde que la mejor manera de complementar la labor del cirujano plástico en su cirugía, es tener en el equipo de trabajo un anestesiólogo entrenado en procedimientos de estética, para ofrecer tranquilidad y seguridad al paciente.

Fuente: susmedicos.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.