Fibromialgia: Cómo vivir cuando todo me duele

0
33

La fibromialgia (FM) es una enfermedad que cuesta diagnosticar porque se presenta con síntomas simultáneos y aparentemente inconexos pero por su falta de remisión llega el día en que las piezas del puzzle encajan y la suma del todo cobra sentido.

En estadios iniciales se puede llegar a confundir con otras enfermedades como hipotiroidismo, depresión, síndrome de fatiga crónica u otros tipos de afecciones que implican un cierto grado de dolor.

Para entonces ya se ha pasado por un periplo de médicos y especialistas, de pruebas sin resultados concluyentes, y durante el proceso muchos días han sido “horribles”, e incluso ha significado no poderse levantar de la cama.

La FM es un síndrome provocado por diversos síntomas aunque el más significativo y reconocible es el dolor generalizado, de ahí el “me duele todo” y no da lugar a la tregua porque es continuo.

A este dolor se añaden otros síntomas como la fatiga, los problemas y déficit del sueño y la rigidez muscular al levantarse. Por si no fuera suficiente, también aparecen, de manera habitual, síntomas que se consideran secundarios como dolores de cabeza, reglas dolorosas, entumecimiento, espasmos y problemas psicológicos como ansiedad y depresión.

Efectivamente, el diagnóstico siempre llega tarde porque se confirma cuando todos estos síntomas ya se han “estabilizado”, por el hecho de no remitir y, porque en ocasiones, se han agravado o suman nuevas dolencias.

Uno de los motivos de la tardanza es que sus causas se desconocen pero la realidad es que hay una cierta resistencia, aunque existan indicios de sospecha, a hacer un diagnóstico precoz ya que, se considera una enfermedad típica de mujeres entre 20-50 años y el caso es que, efectivamente, lo es.

En este sentido se afirma que “el avance más importante que se ha producido en los últimos 20 años es que se trata de una enfermedad que se ve y reconoce, mientras que hace 20 años, a las pacientes se las tildaba de locas, histéricas, desequilibradas”.

Los datos lo confirman, la FM es una enfermedad femenina: afecta a 20 mujeres por cada hombre aunque no se sabe exactamente por qué. Quizá la explicación más lógica seria relacionarla con un tema hormonal, pero de momento no hay resultados científicos concluyentes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.